«

»

Ago 07 2018

Bartlett y la restauración

VerónicaJuárez

PERSPECTIVA21/Verónica Juárez Piña

Manuel Bartlett simboliza todo aquello contra lo que he luchado en mi vida política. No puede entender mi formación política sin aquellos lamentables hechos de 1988.

El fraude y la caída del sistema fueron para mi y para toda una generación, nuestra causa de lucha. Enfrentarnos al dinosaurio desde la democracia, desde el respeto al voto de las y los ciudadanos, fue lo que hizo que apareciera el PRD como partido y que pugnáramos por un sistema político que reconociera y respetara la voluntad popular.

Por ello, nos escandaliza que López Obrador devuelva a Bartlett al centro de la vida política nacional. Y no a cualquier sitio, sino a la Comisión Federal de Electricidad.

El corazón de la política eléctrica del país y una instancia que tiene bajo su control miles de millones de pesos. Y no sólo eso, nos escandaliza que el propio López Obrador relativice el fraude de 1988 y el papel tan lamentable que Bartlett jugó en el viejo régimen. México no se merece que figuras que representan el autoritarismo y la corrupción, se conviertan en los tomadores de decisiones.

México pidió un cambio en las urnas y no el reproducir el modelo clásico del PRI a través del clientelismo, el control, el centralismo y figuras autoritarias como Bartlett. Lo peor que nos puede pasar, es tener un liderazgo autoritario maquillado con cambio y transformación. Si no abrimos los ojos a tiempo, la decepción será aún mayor.

Ante esta realidad, el Partido de la Revolución Democrática, al igual que miles de ciudadanas y ciudadanos hemos repudiado el nombramiento de Manuel Bartlett.

La Comisión Federal de Electricidad necesita a un director general probo, íntegro, demócrata, técnico y que se comprometa a terminar con la politización que tiene a la empresa en déficit, quebrada y sin capacidad económica para transformarse. ¿Bartlett es el indicado para combatir este mal endémico?

No lo es y estaremos fiscalizando cada uno de sus pasos.  Nosotros no creemos en las enésimas oportunidades. Ni tampoco que el discurso de López Obrador borre la corrupción del pasado.

Ninguna urna purifica los pecados. Ninguna urna nos devuelve el tiempo perdido. Sin el señor Bartlett, México sería otro. Ni perdón ni olvido, yo decidí dedicarme a la política para enfrentar a todo lo que representa el PRI y, por supuesto Bartlett, es uno de sus mayores exponentes.

Delegada nacional del PRD

@juarezvero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes utilizar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>