La República en riesgo

PERSPECTIVA21

Verónica Juárez Piña

 

En el marco de una reforma a la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación, la mayoría artificial de Morena en la Cámara de Diputados, con el aval del Presidente López Obrador, aprobó un artículo transitorio que amplía por dos años la presidencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) y de los integrantes del Consejo de la Judicatura (CJF); que significa una clara intromisión a las decisiones y autonomía del Poder Judicial.

Esta reforma es un abierto ataque a la Constitución y a la autonomía de los poderes de la Unión, bases fundamentales de la República. Significa, en los hechos, un golpe funesto a la democracia, cuya construcción ha costado muchas vidas al pueblo mexicano.

El Ejecutivo Federal y su mayoría artificial, pretenden imponer de manera vergonzosa, por la vía de un transitorio, la ampliación del mandato como Presidente de la Suprema Corte de Arturo Zaldívar y de cinco Ministros más que forman parte del CJF. Ninguna ley, hay que decirlo con todas las letras, puede estar por encima de la Constitución que prohíbe la reelección del presidente de la SCJN.

Lo hemos escuchado de instancias internacionales y de organizaciones nacionales. Este artículo transitorio pretende supeditar al Poder Judicial a los mandatos del inquilino de Palacio Nacional, subyugar en la vía de los hechos a un Poder que, para contribuir en la construcción de la democracia y garantizar los derechos fundamentales de las y los mexicanos, requiere de autonomía e independencia.

Nunca, en ningún momento de nuestra historia contemporánea, habíamos sido testigos de tan burda embestida en contra del propio pueblo de México, de su convicción democrática y de sus principios éticos y de su lucha por construir una República cuya sobrevivencia depende justamente del equilibrio entre poderes.

El Poder Judicial debe contribuir decididamente en la generación de las condiciones que hagan efectivos los valores de libertad, justicia, igualdad y pluralismo político que la Constitución proclama, para reforzar el Estado social y democrático de Derecho y la Defensa de los Derechos Humanos.

Por esa razón, desde el GPPRD hacemos un llamado al Presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, a hacer una defensa más contundente de la autonomía del Poder Judicial y de la división de poderes, ante la intromisión que significa la propuesta aprobada en el Congreso de la Unión por la mayoría artificial de Morena, con el aval del Ejecutivo Federal.

El Ministro Presidente debe fijar una posición más firme en defensa del Poder Judicial, mantener su posición ambigua solo prolonga la incertidumbre y la confrontación en un momento delicado de la Nación, por el impacto de la pandemia y los múltiples problemas que enfrenta.

Si López Obrador, en su calidad de Presidente de la República y las y los legisladores de Morena en el Congreso de la Unión, no lo entienden; es momento de que el Poder Judicial haga valer el peso que la Constitución le otorga. La República está en riesgo y todas y todos debemos defenderla con firmeza.

Coordinadora GPPRD en el Congreso de la Unión

@juarezvero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.