«

»

Jun 11 2019

La reforma electoral no debe improvisarse ni imponerse: Lorenzo Córdova

  • Nadie está en contra de la austeridad, pero lo primero es cuidar la certeza de los procesos electorales, asegura el Consejero Presidente
  • A la democracia hay que cuidarla permanentemente, dijo
  • Dan inicio los Foros para la Reforma del Estado y Electoral en la Cámara de Diputados

Al participar en la inauguración de los Foros de la Reforma del Estado y Electoral en la Cámara de Diputados, el Consejero Presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova Vianello, afirmó que una reforma electoral requiere, además de una profunda deliberación, un amplio consenso y el acuerdo de todas las fuerzas políticas.

“La reforma electoral no debe improvisarse, ni mucho menos imponerse; estamos hablando de las reglas para el juego democrático y la disputa civilizada del poder político. No entenderlo puede significar abrir la puerta a la descalificación futura de las elecciones precisamente por las reglas, algo, por cierto, que ya vivimos en el pasado”, advirtió.

El sistema electoral, mencionó Córdova, es un sistema perfectible, “pero cambios mal planeados, mal procesados o claramente mal intencionados, pueden implicar una regresión antidemocrática”.

En presencia del Presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo; de la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero; de los legisladores Martí Batres, Mario Delgado y Sergio Gutiérrez, organizador de los foros, así como del Magistrado Presidente del TEPJF, Felipe Fuentes Barrera, Lorenzo Córdova señaló que en la reforma no se puede dar marcha atrás en la certeza que se ha logrado en la construcción democrática de México.

Explicó que las elecciones de 2018, las más grandes y complejas de nuestra historia, convirtieron a México en un referente internacional por la capacidad de organizar elecciones en contextos de complejidad; por los mecanismos impulsados para garantizar la paridad legislativa; por la eficacia del sistema de fiscalización y por las medidas para combatir la desinformación y las noticias falsas.

Por lo tanto, argumentó que el centro de una posible reforma electoral no está en el funcionamiento del modelo, sino en el costo de las elecciones.

“Si lo que se quiere es reducir los costos, no necesitamos revisar el modelo electoral, sino repensar algunos aspectos del mismo, como las fórmulas para determinar el financiamiento público que se otorga a los partidos a nivel nacional y local; la duración de las campañas electorales y avanzar hacia el voto electrónico, por mencionar sólo tres ejemplos”.

El Consejero Presidente enfatizó que reducir los costos de las elecciones minando las reglas, los procedimientos y las instituciones construidas para inyectar certeza por un tema de costos, “es no tener claras las prioridades y abrir la puerta a un pasado superado, cuando, apenas hace treinta años las elecciones eran el principal de los problemas nacionales. Nadie está contra la austeridad, pero lo primero en lo electoral, no nos equivoquemos, es cuidar la certeza”.

Si algo nos enseña la historia, concluyó Córdova Vianello, es que “a la democracia hay que cuidarla permanentemente, o si no, cuando menos nos demos cuenta, eventualmente sin quererlo o sin percatarnos, la habremos perdido”, concluyó.

 

 

El Presidente de la Mesa Directiva del Senado de la República, Martí Batres, señaló que se busca que la Reforma del Estado tenga el mayor consenso posible, pues algunos temas implican reformas a la Constitución Política y se requiere debates amplios en temas como las prerrogativas de los partidos políticos; los Órganos Electorales Locales; la revocación del mandato; la consulta, el plebiscito, el referéndum, el parlamento abierto; la representación proporcional y la mayoría relativa.

“Estamos abiertos a discutir una nueva Reforma del Estado con transformación profunda y que tenga en su esencia la idea de la mayor intervención de la sociedad en los asuntos públicos; esa debe ser la esencia”, dijo Batres.

El Presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, Mario Delgado, señaló que la democracia no puede ser ajena a la austeridad, tenemos que reducir el costo de los partidos políticos y hacer más con menos recursos para disminuir el costo de los partidos políticos.

En segundo lugar, aterrizar y tipificar los delitos electorales para que la ley tenga una aplicación eficaz, así como garantizar el ejercicio pleno de los derechos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>