Las Chivas serán campeonas

CON CHANFLE/Raúl de la Cruz

El año que viene. Lo encontré de buen ánimo a pesar de los años. Son más de noventa y todavía camina erguido, aunque su expresión oral es cansada.

Como todos los años me recibe, con “ya vienes cabrón”. Acacio López es el brujo del barrio que predice el futuro a través de la alineación de las estrellas.

“Lo del pinche virus es un castigo porque le estamos dando en la madre a la naturaleza. Ahora todo son químicos.

A pesar de la vacuna vamos a seguir muriendo”, me dice de entrada después de un sorbo de su café. Entonces va para largo, pregunto. “Si, nos tenemos que cuidar porque la mayor responsabilidad es de nosotros”, responde con vehemencia.

No hablemos de cosas tristes don Acacio. Mejor hábleme del panorama que se nos avecina. “Habrá elecciones y se la van a pelar…”; momento, acordamos no hablar de política, usted sabe mucho pero no me interesa.

“No, cabrón, no le saque. Todos somos políticos pero bueno está bien”. “Ahh, ya sé, vienes por tus deportes. Vamos por orden alfabético. El Atlas no tiene remedio por más que le metan van a fracasar. Van a tener éxito después de que vuelva a nevar en Guadalajara. El técnico va a terminar el torneo van a calificar pero serán eliminados en la primera ronda; ¡Tus Chivas…!”

Qué pasó, terminé la primaria, le dije. “Ahhh, sí tu le vas a otro equipo igual de jodido”. No se lleve.

“Las Chivas van a volver a calificar en el primer torneo, los verás en la final pero no serán campeones. Pero en el segundo campeonato serán la admiración de todos porque van a ser campeones. Van a jugar la final contra un equipo del norte”.

Interesante. Me agrada. Porque el Guadalajara es un fenómeno de masas que sirve de paliativo para el malestar social, le comento.

“Tienes razón, será el año de la consolidación del rebaño y de la cuarta transformación”, espérese, espérese, no meta la política, lo interrumpo de nuevo. “Pinche Rulas, va junto con pegado”.

Tal vez, pero quisiera separarlas. “Ta gueno, esos Leones Negros. Tienen que arreglar el asunto político con su organismo porque no los van a dejar hacer nada. Hay que reconocer su valentía y el trabajo que vienen realizando pero no te puedes pelear con la cocinera. Otra vez serán ejemplo pero no les va alcanzar. Máxime que les trajeron competencia que reparte chayote como si fuera cosecha”. No lo entiendo. “Si entiendes pero te haces pendejo. Ya me voy”. Se levantó y se metió a su cuarto.

Periodista deportivo

@rulasdelacruz

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.