¿Narco fútbol?

CON CHANFLE/Raúl de la Cruz

Las principales noticias de la semana no fueron nada favorables para la corrupta Federación Mexicana de Fútbol.

Se inició con las declaraciones del títere mayor Yon de Luisa en el sentido de que la, mafia mayor, FIFA, les había advertido desde febrero que no eliminaran el ascenso y descenso.

De nada sirvió la advertencia y en una asamblea amañada eliminaron el descenso porque estaban involucrados equipos de los grupos de poder de esa organización liderados por el Grupo Orlegi.

Posteriormente se destapó la cloaca con el asunto del Veracruz que presuntamente jugó el último torneo sin la fianza obligatoria que se exige de cinco millones de dólares.

Los jugadores no han cobrado ni un solo peso; enseguida se dieron a conocer la sospechosa compra venta de Lobos BUAP a Ciudad Juárez.

El Consejo Universitario de esa casa de estudios ordenó una profunda investigación que involucra a las partes, promotores y por supuesto al personal de la FMF.

De la misma manera el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) ya le informó a la Federación que tiene una demanda de tres clubes del Ascenso MX: Leones Negros, Venados y Correcaminos. Dicha notificación también llegó a la FIFA y que la demanda sería por 60 millones de dólares, equivalentes a 20 millones por equipo.

Viene el proceso de negociación entre los demandantes y los títeres del fútbol.

Hasta la fecha no han iniciado. Y la cereza en el pastel fue lo que se dio a conocer este jueves que las cuentas de los directivos del Cruz Azul fueron congeladas por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda de México.

De acuerdo con averiguaciones, Guillermo Álvarez, Alfredo Álvarez y Víctor Garcés, se les está investigando por presunto lavado de dinero y delincuencia organizada.

Además, señalan que Guillermo, principal director del club mexicano de fútbol, habría realizado triangulaciones irregulares de dinero en distintos países por 1.200 millones de pesos.

Información que se desprende del propio SAT que desde el año pasado se encuentra investigando al fútbol.

Sin embargo, la Unidad de Inteligencia Financiera tiene identificados a distintos personajes del fútbol coludidos con la delincuencia organizada y que para no entorpecer las investigaciones los dará a conocer en su momento.

Se habla de directivos que en menos de diez años acumularon una fortuna envidiable; jugadores apostadores, personal del periodismo deportivo cuyos ingresos no corresponden al nivel de vida que llevan.

El gobierno tiene como proyecto transformar al país y su principal iniciativa es acabar con la corrupción. Que mejor modelo que el fútbol el deporte con mayor capacidad de convocatoria, manejado al estilo federación delincuencial.

Periodista deportivo

@rulasdelacruz

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.